Invocando a Arcade Fire


Hoy amaneció nublado en el pedazo de cielo que alcanzo a ver por la ventana. La gata -Demencia se llama- se acomoda a mis pies y apenas alcanzo a escuchar lo que maulla porque tengo los oídos sordos. Desperté soñando lo mismo de todos los días, ese sueño que me revuelve la guata y los nervios y no me deja seguir durmiendo. Igual ya es tarde. Anoche estuvimos bailando, bailamos canciones de Arcade Fire.

El otro día anunciaron el line up oficial de Lollapalooza en Chile y AF no está en la lista. Mi bolsillo lo agradece pero mis ganas de verlos en un show aparte siguen intactas, como la esperanza de que vengan este año. Es que de verdad me gustaría poder verlos en vivo a pesar de las contradicciones que eso acarrea: sentir la alegría de tenerlos al frente para que toquen las canciones que más te dejan triste o tener que enfrentar los recuerdos bonitos que tuviste con personas que te hacen daño. Como no estar mal pero tampoco estar bien, como una canción triste de melodías alegres, como los días nublados de brisa tibia, como casi todo lo que hace AF.

Lo único que nos queda es invocar:

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s